· 

Red Europea de Prevención del Crimen contra la Trata de Seres Humanos

Por: Redacción

Gobierno de España

 

 

El tráfico de personas es un delito que sufren millones de personas en el mundo y del que son culpables mafias internacionales que explotan situaciones de vulnerabilidad. Ante la evidencia de que muchas de las víctimas desconocen sus derechos o incluso ignoran ser víctimas de delitos de trata y explotación (sexual, laboral o mediante mendicidad forzada), los países europeos, coordinados mediante EUCPN y EUROPOL, han elaborado una campaña informativa financiada por el Fondo de Seguridad Interior de la Unión Europea con la intención de informar a las víctimas de sus derechos: derecho a asistencia y apoyo, derecho a protección y compensación, derechos humanos y laborales, derecho a reintegración, derecho a un periodo de restablecimiento y reflexión, y derecho a un permiso de residencia.

 

La campaña se compone de materiales impresos y audiovisuales para redes sociales que serán distribuidos en todos los países participantes (Austria, Bélgica, Bulgaria, Croacia, Chipre, República Checa, Estonia, Finlandia, Grecia, Hungría, Islandia, Irlanda, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Noruega, Polonia, Portugal, Rumania, Eslovaquia, Eslovenia y España).

 

Para lograr la mayor difusión posible se ha pedido la colaboración de todas las Administraciones, representaciones diplomáticas, organismos, asociaciones y ciudadanos, con la intención de que el mensaje sea especialmente visible en lugares concurridos por potenciales víctimas de trata, como infraestructuras y medios de transporte, locales de ocio y superficies comerciales, estaciones de servicio, etc.

 

La trata de seres humanos y la explotación son dos delitos que a menudo van asociados, pero que presentan importantes diferencias entre ellos. La trata de seres humanos lleva implícita la sustracción de una persona de su entorno vital mediante engaño, violencia o cualquier abuso de situación de vulnerabilidad. Esa sustracción recoge un amplio abanico de acciones, como son el traslado, el alojamiento o la trasferencia de control, y suponen una de las violaciones más graves contra los derechos y la dignidad humana.

 

Por otro lado, la explotación supone obligar a una persona a ejercer la prostitución o a mantenerse en ella, así como imponer mediante engaño o abuso condiciones laborales que perjudiquen, restrinjan o supriman los derechos reconocidos a cualquier trabajador.

 

El objetivo de la campaña es dirigirse al conjunto de esas víctimas y potenciales víctimas para que conozcan sus derechos y confíen en las autoridades.

Quiénes somos

El Mirador Economía es una revista digital que aborda temas de política, economía y cultura, a través de investigaciones, entrevistas y foros.